FÚTBOL PROFESIONAL

A EMPEZAR DE CERO

Gimnasia perdió el Clásico por 1 a 0, el Lobo no jugó un buen partido y pagó caro los errores defensivos. Luego del partido, Alfaro anunció su renuncia.

El Lobo llegaba de cuatro partidos sin ganar, racha que con esta derrota, estiró a cinco. El partido comenzó con el local adelantandose en el campo y aprovechando jugadas aisladas. Lucas Licht nunca, a lo largo de los noventa minutos, se sintió a gusto al lado de Rinaudo que, por cierto, no tuvo un buen partido.

La figura del Tripero fue Brahian Aleman que se animaba a jugar, aunque tuvo en en el primer tiempo, con una contra, la chance de adelantarse pero eligió el arco cuando sus compañeros llegaban apoyando.

El partido se presentó reñido en la mitad, la pelota poco llegó a los arcos. Estudiantes tuvo las más claras de pelota parada, un remate de Solari que pasó cerca del palo izquierdo de Alexis y la jugada del gol, con falta previa de Guanini, donde perdieron la marca y Damonte puso el 1-0. Gimnasia tuvo otra clara con un tiro libre de Aleman que Andujar mandó al córner.

El complemento lo tuvo al albiazul más activo, cerca de concretar pero el arquero y los defensores se lo negaban. Primero en una jugada increíble, primero un cabezazo tapado por Andújar y luego un remate de Mazzola que sacaron sobre la línea.

A la figura de Aleman, hombre del fútbol de Gimnasia, se le sumó la picardía de Eric Ramirez por la banda izquierda primero, y luego, por la derecha donde tuvo una ocasión clara que pudo haber significado la igualdad.

Corría la mitad del complemento y Lucas Lobos con Lorenzo Faravelli eran los cambios que elegía el DT, salieron Lucas Licht de flojo partido y por Ibáñez otro que no gravitó a lo largo de lo que estuvo en cancha. Lobos fue el iman de las patadas de los volantes centrales del pincha que lo buscaron constantemente y al enganche le costó entrar en juego. Simultáneamente, Brahian Aleman empezó a mostrar molestias por un fuerte choque.

Con Gimnasia más adelantado, Estudiantes encontraba los espacios para la contra. Facundo Oreja llegó sobre la línea para darle vida todavía a los de Gustavo Alfaro. Alexis tenía a su vez, algunas intervenciones.

El entrenador tripero agotó variantes con el ingreso de Chirola Romero por Eric Ramírez que se retiró con molestias. Chirola entró cómo si fuese el último de su vida, corrió y metió en los minutos finales. Más allá de no tener claridad, el Lobo estuvo cerca con Faravelli de empatar el partido, primero con un remate desviado y luego un tiro similar que tapó Andújar.

Gimnasia perdió la brújula hace algunos partidos y ahora debe encontrar de nuevo su rumbo. La salida de Alfaro despierta incertidumbre en cuanto a quién pueda llegar. En principio, Messera y Martini se harán cargo del equipo de manera interina.

Share This:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *