FÚTBOL PROFESIONAL

GOLEADOR DESDE LA CUEVA

Importante triunfo del Lobo en Córdoba para dejar atrás la decepcionante derrota por Copa Argentina ante Defensores de Villa Ramallo. Mauricio Romero, por su nuevo aporte goleador y la firmeza mostrada en la defensa, se alzó como el mejor. Brahian Alemán como generador de juego y Chirola por un correcto juego en el medio campo lo acompañan en el podio.

El defensor ex Lanús viene siendo uno de los puntos altos del Lobo en el año, algo que viene con el agregado de las conquistas en los últimos partidos. Brahian Aleman fue importante para la generación ofensiva del equipo y la pelota parada. Chirola no mezquina despliegue y reparte juego con inteligencia. 

Podio: Mauricio Romero, Brahian Aleman, Sebastián Romero.

 

Para Ibáñez el partido ante Colón fue un oasis en la racha de malos rendimientos desde el año pasado. Nadie podrá decir que Bonifacio no derrocha despliegue en el campo de juego, pero en ausencia de juego, no aporta. A Niell le cuesta cambiar de ritmo y ser peligroso en ofensiva, perjudicado por el retroceso que debe hacer para tomar contacto con la pelota. 

Antipodio: Nicolás Ibáñez, Ezequiel Bonifacio, Franco Niell.

Alexis Martín Arias (6): no trasmitió seguridad y mostró dudas a lo largo del partido, pero en el último tramo cuando el local asedió el área albiazul respondió de gran manera.

Facundo Oreja (6): el ataque lateral que planteó Talleres lo complicó en el primer tiempo pero con el correr de los minutos fue ganando en seguridad.

Mauricio Romero (8): firme de arriba y abajo, rápido en los relevos y atento para los anticipos, fue el mejor de la defensa, y el mejor del equipo. Nuevamente aportó su cuota de gol, como ante Banfield.

Maximiliano Coronel (6): complementado de buena manera con Romero. Fue rueda de auxilio en los desbordes a Licht, e iniciador de ataque con desplazamientos verticales.

Lucas Licht (5): sufrió la primera mitad por los ataques constantes por su sector. En el complemento alternó buenas y malas, pero estuvo más seguro para la marca y sin complicaciones para los despejes.

Ezequiel Bonifacio (4): irreprochable el despliegue del juvenil, pero no aporta significativamente en ataque y defensa. Por momentos va más rápido de lo que pide la jugada y termina desperdiciando la situación.

Luciano Perdomo (6): correcto regreso del volante central. Atento para evitar los pasillos internos de Talleres y simple para repartir la pelota.

Sebastián Romero (6): sencillo e inteligente para circular la pelota y mantener la posesión.

Brahian Aleman (7): todas las situaciones ofensivas del equipo surgen de los pies del uruguayo. Por momentos cae en lagunas, pero cuando está participativo e inspirado, Gimnasia se mete en partido.

Franco Niell (5): insistidor para complicar a la defensa rival pero le falta explosión y cambio de ritmo. Fue el primer cambio del equipo. 

Nicolás Ibáñez (4): ausente del partido. Quedó lejos de cada jugada, eligió mal cuando tuvo que resolver y no logró complicar con su velocidad.

 

Ingresaron:

 

Enzo Martínez (4): deslucido debut del juvenil. Se lo notó nervioso, y no pudo tomar contacto con la pelota. Movimiento evitable en la jugada que podría haber sido penal para el local.

Lorenzo Faravelli (4): ingresó para mantener el triunfo en los últimos minutos.

Lucas Lobos (4): mal regreso del enganche tripero. Perdió dos pelotas que podrían haber terminado en el empate de Talleres.

Share This:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *