FÚTBOL PROFESIONAL

EL OLÍMPICO ALEMAN

Por Brahian Aleman con un terrible gol desde el córner, Gimnasia obtuvo su primera victoria en la Superliga, y por Alexis Martín Arias, consiguió dejar la valla invicta por primera vez en el torneo. Por velocidad y verticalidad, Dibble fue el más peligroso del ataque albiazul.

Podio: Brahian Aleman, Alexis Martín Arias, Nicolas Dibble.

 

Alexis Martín Arias (7): tuvo dos intervenciones clave, una en cada tiempo, primero ante un disparo a quemarropa en el área chica y luego en el cabezazo de Depetri. Muy atento para cortar jugadas como líbero y correcto para la salida con los pies.

Facundo Oreja (6): le dio una mayor seguridad a las espaldas de Bonifacio, y estuvo atento para adelantarse a cortar avanzar del local.

Fabián Rinaudo (6): el mejor partido posicionado como líbero. Correcto como siempre a la hora de salir jugando y atento para los anticipos. La presencia de Bolívar no lo deja tan expuesto.

Omar Alderete (6): Por momentos arriesgó demasiado a la hora de salir desde el fondo, pero en líneas generales estuvo bien. Su técnica favorece a la idea constante de salir jugando.

Agustín Bolivar (6): trabajo silencioso del juvenil, pero muy eficaz. Tapó baches en algún contragolpe, se adelantó para generar presión, y hasta se animó con una corrida que por poco no definió Niell.

Ezequiel Bonifacio (5): el despliegue constante y la potencia para ser opción de desborde por la derecha. Por la lesión de Oreja, terminó como lateral derecho.

Lorenzo Faravelli (4): buen movimiento en la primera situación del partido, pero después se mostró muy errático en la distribución. Desperdició una clara chance desde el punto del penal.

Brahian Aleman (7): con un poco de ayuda del viento y complicidad de Gabbarini, le dio el triunfo a Gimnasia con un terrible gol olímpico. Intento siempre desde su peligrosa pegada, y buscó dormir el partido para que corran los minutos en el final.

Lucas Licht (5): no tuvo aportes ofensivos por su sector, pero en defensa le dio una mano a Alderete. No estuvo preciso en los envíos largos.

Nicolás Dibble (7): con velocidad y verticalidad, fue el jugador más peligroso del partido. Pecó de individualismo en algunas oportunidades, pero se está ganando un lugar fijo en la ofensiva albiazul.

Nicolás Ibáñez (5): falló demasiadas situaciones de gol en la primera parte y atentaron contra su confianza, pese a que algunas fueron en un contexto sumamente favorable. Salió en la segunda parte por un corte.

 

Ingresaron:

Nicolás Mazzola (4): en la chance más clara, intentó amagar a la nada cuando estaba de frente al arco para definir.

Franco Niell (5): como en los últimos partidos, tuvo un buen ingreso. Estuvo cerca de convertir en la corrida de Bolívar.

Manuel Guanini (-): ingresó para sumarle altura a los últimos minutos de asedio bahiense.

Share This:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *