FÚTBOL JUVENILES

CERRARON EL AÑO DE LA MEJOR MANERA

El Lobo jugó la última jornada del Torneo de Juveniles de AFA ante el “Halcón“. Los triperos quedaron invictos en Abasto mientras que en Varela hubo dos triunfos y realizaron 13 de 18 puntos.

En la última jornada del Torneo de Juveniles con Defensa y Justicia, Gimnasia de la mano de Marcelo Ramos cerró un gran año: terminó en el puesto 15 de 30 y sumó 255 puntos en la Tabla General. En esta fecha, consiguió 13 de 18 unidades producto de 4 victorias, un empate y una derrota. Además, nuevamente quedó invicto en Estancia Chica.

En una mañana con un sol radiante, la Séptima de Pablo Romero saltó al terreno de juego e inició de igual a igual ante su rival de turno en Abasto. En una córner desde la derecha, la Joya Chávez remató rasante de zurda con mucha rosca al segundo palo, que picó y se le metió al golero visitante para la felicidad del correntino al convertir un gol olímpico. Luego, tras una gran jugada colectiva del “Defe” llegó la igualdad. En el segundo periodo, las buenas apariciones de Chávez -la figura del cotejo-, Marcoz y Montenegro hicieron que el Lobo sea más peligroso en ataque. Cuando a los Mens Sanas les costaba encontrar el gol, apareció el 9, Marcoz, que enganchó y de derecha sacudió abajo entonando el grito sagrado. Más tarde llegó el tercero: tiro libre de la Joya, pega en la barrera y en el rebote, el zaguero Colucci,  covierte con el parietal izquierdo. Los minutos pasaban y el Halcón descontó pero de nada sirvió ya que el árbitro finalizó las acciones. Fue 3 a 2 para los triperos que ante su gente ganó y terminó el certamen con 43 puntos.

A continuación, la Octava del Coco San Esteban empezó el partido con muy poca lucidez ya que no encontraba la capacidad necesaria para abrir el marcador. Lo que si tuvo fue empuje y ganas de los jugadores triperos que sin embargo, se fueron al descanso en cero. Cuando empezó el segundo tiempo, Aramayo y Muro se encontraban inspirados y cada ataque era sufrido por la defensa del Halcón. Pero, en una jugada descomunal de Dignani -la figura del encuentro- se estampó el 1 a 0: el “5” remató desde muy lejo, pegó en el travesaño y entró. A raiz de eso, el Lobo se replegó un poco y la visita quería la igualdad mientras que los 2002 se perdieron muchas chances de gol en los contrataques. Sin embargo, Gimnasia cerró el pleito, ganó 1 a 0, alcanzó 44 puntos y fue la segunda categoría que más sumó en él año.

 

Por último, la que bajó el telón de local fue la Novena de Andres Ramos que de arranque Defensa y Justicia se encontró con el gol. El Lobo lo fue buscando y se perdió varias ocasiones hasta que Enzo Eyarch sopló todos esos malos augurios y estampó el empate tras una gran jugada de Mammini. En el complemento, Gimnasia fue siempre al arco rival pero entre el arquero y la suerte no pudo convertir el gol del triunfo. Los minutos pasaban y Mammini, Cardozo y una gran actuación del 10, Irizarri -la figura del cotejo- no fue suficiente para que el Lobo no pase de la paridad final. Así, los Mens Sanas culminaron el Certamen con 31 unidades.

LAS MAYORES FUERON A VARELA

En esta visita del Triperio, la Cuarta de Mariano Messera se despachó con un triunfazo por ¡6 a 0! ante el Halcón. Los goles Albiazules fueron de Alexis Alegre, Galatti, Monti, “Chicho” Ferreira en dos oportunidades y en contra. De esta manera los 1998 revertieron su mal momento y cerraron de gran manera el año con 44 puntos.

Por su parte, la Quinta no tuvo el mismo cierre, ya que cayó 3 a 0 y despidió el año con una derrota. Los de Martin Saggini alcanzaron las 31 unidades en el Torneo y piensan en el año que viene con la cara en alto.

Por último, la que se adjudicó de un triunfazo fue la Sexta que ganó por 4 a 3 en un partido para el infarto. Los goles para el conjunto de Rodrigo Roselli fueron artífices de Benítez Insfran, Agustin Ramírez y el “Bombardero” Cocimano en dos ocasiones. Con este resultado los 2000 demostraron que fueron la mejor categoría del Lobo al cosechar ¡53 puntos!, terminar sexto en la tabla de posiciones y además se despidió del año con una sonrisa de oreja a oreja con 5 partidos invictos.

Con este panorama, los pibes tuvieron un gran año, cerraron muchas veces de manera invicta -como en la fecha ante Estudiantes- , Estancia Chica siempre fue una fortaleza y dejaron el nombre del Club en lo más alto.

Será momentos de seguir por este camino, el de seguir apostando este proyecto, el de darle relevancia al futuro de Gimnasia que son nuestros Juveniles y que el año que viene sea mucho mejor. ¡Vamos Lobo!

Share This:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *