VOLEY

“ES UN GRUPO MUY AMBICIOSO”

Julieta Maresca, entrenadora de las juveniles de Lobas, pasó por el aire de Radio Night 91.5 y contó las vivencias en la Copa Argentina con un enorme cuarto puesto de la Sub17. Además, el momento del club: “Con el Campeonato Nacional y estando entre los mejores ocho del Metropolitano, siento que es un momento muy bueno”.

Si bien las campeonas nacionales siguen dando la nota y ya juegan los playoffs ante Vélez para seguir alimentando el sueño de miles de hinchas, desde abajo las cosas también se hacen bien y la Sub17 logró un enorme torneo en Chapadmalal en la Copa Argentina.

Para contar todas las vivencias en la competencia, nos visitó al piso de SOMOS LOBOS la entrenadora, Julieta Maresca: “Lo hicimos con mucho esfuerzo porque fue el final de la etapa, comenzamos a clasificar en el metro desde la primer fecha, nos propusimos ser número uno para ser cabeza de serie y tener partidos más accesibles. Desde marzo que trabajamos para llegar a lo de la semana pasada”.

Sobre los objetivos y el rendimiento de las Lobitas, analizó: “Jugaron muy bien, fue un torneo muy competitivo y es una camada muy interesante. Cuando empezamos a ver el torneo, dijimos que hay muchos equipos en condiciones de llegar a la final. Fuimos con nuestro proyecto, con nuestra metal final que era llegar a la semifinal y trabajamos muy duro; jugando bien y llegamos a nuestro objetivo. Uno siempre quiere más y analizaremos que falto, pero estamos muy satisfechos. Este grupo es muy ambicioso, no era necesario decir que querían más, salían desde el seno del grupo, lo quisimos pero no pudimos”.

Sin embargo, el cuarto puesto parecía no ser suficiente para las chicas: “La desazón llegó, porque ellas querían y las lagrimas se les escapa. Pero no hay mucho tiempo, jugábamos dos cotejos por día entonces había que plantear el que venía, no quedarse con la victoria o derrota. Perdimos con Olimpo que en la primera ronda le ganamos con un apretado 3-2, perdimos 3-1 en semis y había que pensar en Atenas por el cuarto puesto. No había tiempo en el ritmo del torneo con conformarse con lo que hacías”, afirmó.

En cuanto al comportamiento de las triperas durante el torneo, la entrenadora destacó: “Este equipo se ha comportado como un campeón, veíamos a entrenadoras que corrían a sus jugadoras para que descansen o entrenen; y nosotras les decíamos a esta hora se descansa, a las once de la noche cada una en su habitación, y cuando pasabas a esa hora ya estaba la pieza cerrada. El día del clásico se tenían que levantar 7:45 porque había que desayunar y ya se habían levantado. La convivencia es muy importante, que todo el equipo sepa que estaba en la misma porque en eso también se construyen los planteles; con reglas claras y estando con un objetivo en común, quedando lo individual a un lado”.

Además, hubo premiaciones para Sol Onofri y Berenice Almeyda. Ante esto, Julieta opinó: “Ninguna individualidad está por sobre lo colectivo. Los premios son una caricia, no le soy indiferente pero lo más importante fue el cuarto puesto. Los premios son elegidos por otros entrenadores del torneo, y que ellos vean lo mismo que nosotros es un orgullo también, pero lo más importante es lo que logra el equipo”, y agregó: “Tomo como referente y hablo con Ludmila Lagorio (la capitana). Pero Sol como Berenice son chicas humildes, lo demuestran resolviendo al equipo situaciones y facilitan situaciones de juego; que por algo están en División de Honor, pero los logros se ganan día a día y con chicas tan chicas deben seguir trabajando para permanecer porque si no piensan que ya están con 15 años y aún les falta. Conservar la humildad, hay que trabajar tres veces más para conservar el lugar y saber que son momentos muy buenos”.

Maresca explicó las características de este torneo nacional: “En la Copa Argentina los equipos del interior se preparan para este momento. Muchos equipos juegan distinto al Metro; juegan pelota alta, por el medio. Nosotros mostramos otra manera de jugar, jugando rápido y utilizando a las centrales; las otras sacan muchísimo, es otra manera y es diferente, me llamó la atención. Pero esos equipos no llegaron entre los cuatro, que si bien tenían muchas individualidades no quedaron”.

Entre tantos objetivos y festejos, en el medio del torneo hubo un triunfo sobre Estudiantes por 3-2: “Los clásicos son únicos, no sabes por qué estás jugando pero querés ganar; las chicas ya saben cómo se juega y tienen adquirido lo que significan. Y en el medio del torneo me dijeron ´en la zona quedamos con estudiantes´, y estaban contentas. Lo que paso allá es que nos dieron la cancha central, porque la FMV sabe lo que significa el clásico pero no la Federación Argentina, entonces cuando llegó el partido vinieron de todos lados y no creían lo que se vivía, había más papás nuestros, pero éramos 20 personas e iban tomando partido por un equipo. Pero dentro de la cancha es otra cosa; es increíble y como entrenadora lo vivo igual”, contó.

Justamente hablando en su rol como DT, la entrevistada enfatizó: “Consiento el estudio la enfermedad y el estudio, y entiendo que su vida va a pasar por su profesión, a pesar de ser grandes jugadoras. Que sepan de chicas como administrar los recursos me parece un mensaje muy valioso porque lo harán en otros ámbitos de la vida. Me gusta estar informada y saber cómo están las chicas, siempre les digo que resignando un poco se puede hacer todo. La prioridad es mi familia, el trabajo; y para ellas debe ser la familia, el estudio y el vóley después; si las prioridades están claras y hay ganas, se puede hacer, se logra y estas chicas lo logran”.

Sobre su trabajo dentro del club, aclaró: “El objetivo es llevarlo al máximo nivel que ese jugador pueda jugar, y Gimnasia ofrece muchos espacios donde el jugador se puede constituir para llegar a eso. Si después se sale campeón buenísimo, pero mi objetivo es decirle a Paula (Casamiquela) mirá a esta jugadora, qué necesitas, que se destaquen ahí. Por eso hay que hacer cautelosos con los  chicos jóvenes, más allá de que tengan muy buenas cualidades porque lleva su tiempo y no están tan preparados como a veces se piensa. Se construyen en cada entrenamiento, cada pelota, en cada decisión que toman y ahí empiezan a construir un futuro o un camino que las lleve a un lugar”.

Cuando uno piensa en el nombre de Lobas, los buenos resultados deportivos se vienen rápido a la cabeza: “Gimnasia es un nombre histórico en el vóley por la cantidad de Ligas Nacionales que ganó, de jugadoras que salieron para la Selección y clubes de Europa. La actualidad es buena viendo con el campeonato y estando entre las ocho mejores, me hace pensar que es un gran momento”.

Ya sobre el cierre y agradeciéndole por la amena charla en el piso de la radio, Maresca  argumentó por la relación entre los deportes albiazules y lo que aún falta: “Juegan las lobas y las chicas de hockey están ahí. Al Básquet lo voy a ver, me encanta el deporte y recuerdo las épocas de Liga Nacional. Creo que se puede hacer más eventos y reunirnos. Porque además de ser un club deportivo, estaría bueno que los chicos encuentren un lugar social”, culminó.

 

Fotos: Cecilia Cardenes

Share This:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *