BASQUET TNA

¡JODER, TÍO!

Gimnasia logró un triunfazo en su casa al superar 93-89 a Centro Español y poder volver a la victoria tras tres encuentros. Si bien sufrió en el final, se lo llevó de gran manera y piensa en otro duelo crucial del viernes ante Petrolero Argentino. El goleador de la noche fue Matías Sesto, con 20 puntos.

La victoria no se podía esperar más, y agónicamente lo encontró el miércoles por la noche: por la fecha veintidós de la Liga Argentina, Gimnasia superó 93-89 a Centro Español y volvió al éxito por el certamen nacional.

Pero el encuentro no le resultaría fácil al local: del otro lado venía un rival con buen récord de visitante, y molestaría a los de Santini en unos primeros diez minutos cambiantes, donde el lobo se acomodó en la zona pintada con un buen inicio de Ricardo Glenn (aportó doce puntos) ayudando tanto en ataque como en defensa. Sin embargo, la visita se recuperó sobre el final y se lo llevó 22-21.

En el segundo cuarto se vio la mejor cara de los albiazules: con firmeza en los ataques rivales y mucha efectividad en ofensiva, se distanciaron rápidamente del conjunto de Plottier, con buena combinación de los estadounidenses (Brandon Nazione fue el segundo goleador de la noche con 18). A pesar de los intentos visitantes, Gimnasia cerró bien el primer tiempo por 43-37.

Nuevamente el arranque tripero fue muy intenso, con rapidez en el traslado de defensa ataque y con contragolpes esenciales para seguir marcando la diferencia. Con buenos ingresos de Lisandro Villa y Rafael Rosende, el DT apostaba por la rotación y le daba aire al equipo, que sacó una diferencia de dos dígitos por primera vez en el partido (71-60), ya que no se le contó los últimos dos puntos al gallego sobre la chicharra, luego de que el local defendió muy mal la última pelota.

Era una diferencia notable, pero que con los Gladiadores nunca es suficiente: Español se volvió fuerte de la mano de Alston, que parecía intratable en la zona pintada y achicaba la distancia de manera considerable. Con los pelos de punta, el pueblo tripero que se hizo presente en demasía buscaba la reacción del equipo, que lo encontró en las manos de seis: Matías Sesto se volvió la figura (y el goleador de la noche con 20 puntos) y certero en la línea de tres mantenía al lobo con vida.

Palo a palo, los de Santangelo lograban igualar el cotejo hasta pasar a ganarlo, pero dobles y faltas sobre Juan Pablo Lancieri y Leonardo La Bella fueron vitales para poder estar al frente y manejar los tiempos de mejor manera. Finalmente, dos puntos para el bahiense que firmaban el agónico 93-89.

Con goleo repartido, el albiazul se volvió a encontrar con su juego y consiguió ganar tras sus caídas en Entre Ríos y Neuquén. Llegando a 41 puntos, relegó a la última posición tanto a Temperley como a Rocamora, aunque el rojo debe un partido. El próximo viernes desde las 21:30 recibirá a Petrolero Argentino, en lo que será su anteúltimo partido como local de la temporada regular.

SINTESIS DEL PARTIDO

GIMNASIA (93): La Bella 12, Sesto 20, Lancieri 6, Glenn 12 y Nazione 18 (FI) Acuña 2, Rodríguez Barrionuevo, Rusconi 5, Rosende 6 y Villa 12. DT: H. Santini

Centro Español (89): Martínez 2, Remolina 6, Saintilus 3, Sepulveda 9 y Alston 33 (FI) Burgos 11, Gonzalez 6, Llanan, Piuma 7 y Rodríguez 12. DT: M. Santangelo

Share This:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *