VOLEY

TALADRÓ FUERTE

Gimnasia superó 3-0 en su visita a Banfield con parciales 25-11, 25-14 y 25-12, en lo que fue el primer partido de la Copa Metropolitana. Con un nivel alto y comandado por las juveniles, el próximo fin de semana tendrá su debut como local.

Era un rival accesible, pero el equipo estaba en construcción y los nervios del debut están siempre: por la primera fecha de la Copa Metropolitana, las Lobas superaron 3-0 a Banfield como visitantes.

Sin dos piezas fundamentales como lo son Fernanda Melo y Tanya Acosta, las albiazules supieron acomodarse con las experiencias de Alejandra García Croquer y Natalia Palma para mantener esa idea de juego con especialidad en el ataque.

A éstas se sumó la capitana Tatiana Vera, cada vez con mayor experiencia, para hacerse cargo de un equipo que desde el primer momento superó a su rival, repleto de juveniles que no le pudieron encontrar la vuelta. Si bien los sets comenzaron de manera más igualada, tras el primer minuto técnico las dirigidas por Paula Casamiquela sacaban una buena ventaja para quedarse con parciales muy holgados.

La buena presentación de juveniles (a lo largo del certamen contará con jugadoras como Marianella Caporali y Paula Bolatti), y con otras que ya vienen teniendo rodaje con el equipo de primera, sirvió para demostrar que las Mens Sanas están por delante de estos rivales, y con parciales 25-11, 25-14 y 25-14 dieron el primer paso.

Con los tres puntos en la zona, ahora será el turno de debutar en el Nethol: el próximo sábado 12, las albiazules se medirán con Italiano por la segunda fecha del torneo.

Share This:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *