Gimnasia cayó ante San Lorenzo por la mínima. En el bosque, por la tarde del domingo, los del Indio Ortiz no pudieron imponerse contra el Cuervo y, con gol de Bruno Pitton, los tres puntos fueron para Boedo.

El sol daba de lleno, encandilando a los hinchas en tres tribunas: Centenario, 60 y Platea H; mientras que “la techada” tuvo sombra todo el encuentro. Los Triperos poco a poco fueron colmando el bosque, caminando por el monumento, por los jardines y subiendo los sagrados tablones; al ser mediodía algunos aprovecharon para comer algún sanguche, mientras que otros preferían las tradicionales semillitas. El ánimo del pueblo Tripero, por ver nuevamente a su equipo, no fue el único dimento de la previa; Brahian Alemán, el último refuerzo en este mercado de pases, estuvo presente y dialogó con la prensa presente: “En un momento pensé que no había vuelta, por suerte se pudo dar. Estoy muy agradecido hacia el presidente por el esfuerzo; la gente y a los que trabajan en el día a día por tanto cariño”.

El partido comenzó y los minutos iniciales pasaron sin pena ni gloria, algunas insinuaciones de San Lorenzo y alguna pelota parada para el Lobo. La más clara la tuvo Claudio Spinelli, que tras un centro potente de Ayala desde la derecha, apareció en el área y cabeceó; la pelota no pudo agarrar dirección a un palo, pero si potencia, lo que hizo que Navarro en el medio hiciera un esfuerzo notable para sacarle el grito de la boca. Gimnasia buscó dominar, pero no estuvo tan preciso. 

En el complemento el “Indio” Ortiz movió el banco y saltaron a la cancha Pablo Velazquez y Nicolás Contin, reemplazando a Claudio Spinelli y Franco Mussis. Así  el Lobo pasó a jugar 4-1-3-2, con dos centrodelanteros puros y Garcia de enlace, que minutos más tarde fue reemplazado por Lucas Licht, quien se paró en esa posición. El Lobo buscó la igualdad pero no pudo darse, más que nada por la falta de eficacia, que hizo figura a Nico Navarro: le tapó un cabezazo a Coronel, una a Nicolás Contin y fue importante en jugadas aisladas, en las que el Lobo ponía peligro a su arco. 

Pero en un momento de la segunda parte fue mejor San Lorenzo, donde acorraló a Gimnasia y a fuerza de centros y pelotas al área, se encontró con un mal despeje de Morales, quien a pesar de esa falla hizo un gran partido, y Bruno Pitton con un zapatazo que se desvió en el propio lateral albiazul, la colocó junto al palo de Alexis Martín Arias. Tras el gol, el Lobo intentó pero no tuvo claridad a la hora de definir, por lo que los minutos se consumían y la visita se aferraba a la ventaja mínima. 

El Lobo cayó por 1 a 0 y quedó con una unidad en el torneo, producto del empate ante Lanús. Ahora visitará a Colón de Santa Fe en 15 días y el entrenador seguramente realice variantes en el equipo ¿se meterá Alemán? Gimnasia lo necesita. Como necesita sumar, teniendo en cuenta que los rivales directos que dividen por tres temporadas, salvo Patronato, pudieron ganar y tuvieron un inicio positivo: Central sacó 7 de ventaja, mientras que Newells (partido postergado) está a 5, al igual que el conjunto de Paraná. A esto se le suma que comenzará la próxima fecha como el peor promedio: Central Córdoba ganó y Arsenal, si bien resta que juegue su partido, tuvo una victoria en la primera fecha, lo que le da un mínimo aire.

Share This:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *